viernes, 31 de mayo de 2013

Eruviel no puede con la seguridad, surge otro grupo de autodefensa

Otzolotepec, México.- Cerca de 50 vecinos vestidos de civil, con armas de fuego y el rostro descubierto, establecieron un grupo de autodefensa comunitario ante los altos índices de inseguridad que se vive en la comunidad de Villa Seca.
Se dividen en células pequeñas de dos o tres integrantes que recorren permanentemente las calles de la localidad, revisando los vehículos que ellos consideran sospechosos y a la agente ajena al poblado, para garantizar la seguridad de sus propias familias.
Los integrantes del grupo de autodefensa aseguran que desde hace un año los delitos de alto impacto se incrementaron en la zona, entre ellos los secuestros y homicidios dolosos en contra de pequeños empresarios de la comunidad.
Uno de estos eventos ocurrió el pasado 17 de diciembre, cuando un grupo armado mató a un joven, a solo unos pasos de la delegación municipal, al momento en que presumiblemente pretendían secuestrarlo y él se resistió.
Desde el mismo mes de diciembre de 2012, los vecinos comenzaron a organizarse formando estos grupos denominados de autodefensa comunitaria, quienes operan desde hace seis meses en la localidad.
"La población ya vivía temerosa, ya no querían salir a la calle, ya que eran asaltados, golpeados o secuestrados", comentó uno de los miembros del grupo de autodefensa, quien solicitó el anonimato por temor a represalias.
Los recorridos de vigilancia que realiza este grupo son durante el día y la noche, incluso cuentan con equipos de radiocomunicación que ellos mismos adquirieron, para solicitar el apoyo al resto de sus compañeros, en caso de que lo necesiten.
Ellos aseguran no estar en contra de las autoridades estatales, pero aclararon que se vieron en la necesidad de realizar estas acciones para reducir la delincuencia, porque la policía demostró no tener capacidad de respuesta.
Respecto al uso de las armas, aseguran que son únicamente para combatir a los delincuentes, en especial a los grupos de la delincuencia organizada que operan en la zona, y aunque aclaran que ellos cuentan con armas de alto poder, están dispuestos a enfrentarlos para recuperar la paz que perdió la comunidad.
Además, en bardas de la comunidad se pueden leer algunas pintas en las que amenazan de linchar a quienes "agarren robando o secuestrando", y junto con el mensaje son colocados números telefónicos a los que la población puede marcar para pedir ayuda.

No hay comentarios.: