viernes, 13 de septiembre de 2013

El negocio de las grúas del alcalde de Los Reyes al margen de la ley, pero con jugosas ganancias

Los Reyes la Paz, México.- ¿Cómo se le puede llamar a un alcalde cuando manda a su personal a robarte, humillarte y meterte miedo por estacionar tú auto en la vía pública? ¿Ratero? ¿Abusivo? ¿Prepotente?
¿Cómo le podemos decir a un gobernador que intenta acabar con la corrupción en el área de tránsito? ¿justiciero? ¿honrado? ¿comprometido con su gente?
Usted amigo ciber lector, puede definir mejor cuando le platique lo que ocurre en el municipio de los Reyes la Paz, donde el alcalde Juan José Medina Cabrera, sin contar con la autorización de la Secretaría de Seguridad Ciudadana (SSC), sin contar con algún reglamento interno aprobado por su cabildo o por la Cámara de diputados para también tener concesión de un corralón, simplemente “por sus pistolas”, creó toda una infraestructura vial, con personal y grúas, para llevarse todos los autos supuestamente estacionados en zonas prohibidas en los Reyes la Paz.
El único fin: Robar. Sí con esas palabras. Robar a los automovilistas que “supuestamente” se atreven a estacionarse en una vía del primer cuadro del municipio de los Reyes la Paz.
Primero: El alcalde Juan José Medina Cabrera no tiene ninguna facultad legal y mucho menos atribuciones para tener un corralón, ocho grúas a su servicio (dos de la empresa Iván y cuatro de Grúas Ramírez, así como dos particulares ), para hacer un negocio privado.
Segundo: A cada automovilista supuestamente infractor le exigen un pago de mil 800 o mil 350 pesos a quien pague de inmediato, pero no se entrega ningún recibo o comprobante de ingreso a la tesorería municipal.
Tercero: Todo el personal está bajo la responsabilidad directa del presidente municipal y a quien solo entregan cuentas.
Pero las atribuciones del alcalde de los Reyes la Paz van más allá del ámbito local o estatal, también su personal y grúas se atreven a llevarse autos de la carretera federal México-Texcoco, para generar más ingresos.
Un caso: Una mujer profesionista tuvo que acudir de emergencia al hospital del Instituto Mexicano del Seguro Social ubicado en la zona comercial de Los Reyes La Paz, se estacionó afuera sobre la carretera federal, como varias veces lo había hecho.
Sin embargo, cuando salió, se llevó la sorpresa de que su auto ya era cargado por una grúa al servicio del Ayuntamiento.
La mujer trató de argumentar que no había disco de prohibición, pero el personal del gobierno municipal, le dijo que era culpa del “viene viene” –personas que se dedican a cuidar el auto por una propina- por haberlo quitado; sin embargo, en esa zona no había letreros de no estacionarse.
Aún así el auto fue llevado al corralón que se habilitó sobre la avenida Las Torres, frente a un panteón.
Ahí, le pidieron un pago de mil 800 pesos, pero sí lo hacía rápido, podía depositar mil 350 pesos. Y en el momento en que pidió su recibo del Ayuntamiento de los Reyes la Paz, simplemente le dijeron: “Venga en dos días por el”.
¿Y sabe cuando un automovilista va a ir por ese recibo, cuando no le da ningún simple comprobante por el dinero depositado? Nunca
¿Y sabe cuántos autos son llevados de la misma forma a ese corralón que a la vista de todos es ilegal? De 30 a 50 por día: Sume las ganancias por semana y luego por mes.
Si al día son llevados 50 autos al corralón a mil 350 cada uno, es un ingreso de 67 mil pesos, a la semana, se suman 469 mil pesos y al mes da una ganancia extra de dos millones de pesos 25 mil pesos.
Las cantidades pueden varias, según el número de autos que entran, pero recuerde que hay ocho grúas dedicadas a esta labor que no le importa donde esta el auto, el chiste es llevárselo al corralón donde los conductores pagan “su multa”.
Entonces ¿No es negocio redondo del alcalde Juan José Medina Cabrera? Dijo, si hay otra explicación que alguien lo diga, incluso, Reporteros en Movimiento está dispuesto a publicar cualquier aclaración.

Reporteros en Movimiento

No hay comentarios.: