lunes, 29 de febrero de 2016

Insomnio puede conducir a la muerte: psiquiatra

Estado de México.- Se estima que uno de cada tres mexicanos padecen insomnio, el cual se ha convertido en el trastorno del sueño más frecuente en el país, que de ser crónico puede llevar a las personas a atentar contra su propia vida, refirió Antonio Reséndiz Vizzuett, médico adscrito al servicio de psiquiatría del Centro Médico del Instituto de Seguridad Social del Estado de México y Municipios (ISSEMyM) en Ecatepec.
El especialista informó que en el insomnio primario no se puede estimar la causa, pero el secundario puede presentarse como síntomas de depresión, ansiedad o puede ser una reacción de alguna enfermedad médica, también el estilo de vida que actualmente tienen las personas, la violencia que se vive en el país y los problemas de inseguridad, pueden provocar este mal.
"Una de las principales causas es el estilo de vida que llevamos principalmente en las ciudades, donde la certidumbre, violencia, o no tener claro algo, lo puede provocar como una alteración que puede cruzarse con insomnio", explicó.
Señaló que como todos los trastornos el insomnio son alteraciones que se presentan en el ciclo normal del sueño, que es una de las funciones fisiológicas más importantes del ser humano, quien gasta un tercio de su vida en dormir, lo cual ayuda a reponer fuerzas y a las funciones cognitivas.
Es por ello -apuntó- que las personas que no duermen presentan irritabilidad, intolerancia, disminución en la capacidad de poner atención, pérdida de memoria a corto y largo plazo, fatiga, disminución del rendimiento social, personal y laboral, y episodios en los cuales puede atentar contra su vida.
Señaló que el insomnio se presenta principalmente en ancianos, y adultos de 30 a 40 años, y afecta principalmente a mujeres, pues por cada hombre que lo padece, dos de ellas lo presentan.
Refirió que para dar un tratamiento, es necesario estudiar si el insomnio es primario o es el síntoma de alguna enfermedad y para solucionar el problema es necesario un cambio de hábitos, sobretodo en la alimentación, y recomendó hacer ejercicio. Y de ser más severo, se deben consumir algunos fármacos. Para ambos casos, se aconseja buscar a un especialista.

No hay comentarios.: