martes, 7 de octubre de 2014

Ley de menores abre puerta a ‘deleznables abortos legales': Iglesia

México, D.F.- La Iglesia católica ve “omisiones” en la iniciativa de la Ley General de Derechos de Niñas, Niños y Adolescentes y en las reformas a la Ley General de Prestación de Servicios para la Atención, Cuidado y Desarrollo Integral de la Familia.
En la página editorial del semanario Desde la Fe el clero fijó su postura respecto a la iniciativa preferente de ley para la infancia que se dictamina en el Congreso de la Unión, en la cual asegura, se “omite la protección que todo ser humano debe tener desde el momento de la concepción” y se “diluye” el matrimonio, entendido como la unión entre un hombre y una mujer.
En su análisis, el semanario expresó que “México tiene una deuda enorme con la niñez y la adolescencia. Durante décadas se descuidó la protección de los más pequeños hasta ser testigos de las inauditas escenas de niños infligiendo dolor a otros, de baby sicarios al servicio del crimen, víctimas de crueles maltratos, de lacerante pobreza”.
Sin embargo, apuntó que esta situación se debe a la educación “que prescindió de las virtudes, creando lagunas cuando, entre niños y jóvenes, la violencia es práctica normal”.
El editorial al criticar la iniciativa señaló que “las políticas abortistas” se confirman en los artículos 50, fracción XI y 58, fracción VIII, pues sostienen “la educación sexual integral para ejercer responsablemente los derechos sexuales y reproductivos de los niños y adolescentes, abriendo la puerta a deleznables abortos legales”.
El artículo 58 establece que las autoridades deberán “promover la educación sexual integral, que contribuya al desarrollo de competencias que le permitan a niñas, niños y adolescentes ejercer sus derechos sexuales y reproductivos”.
Asimismo, el semanario menciona que en el proyecto de ley se diluye el concepto de matrimonio entre un hombre y una mujer “como la mejor institución del derecho familiar capaz de prevenir cualquier forma de violencia”; ya que en la fracción XI del artículo 50, no se esclarecen las figuras de padre y madre, sino “quienes ejerzan la patria potestad, tutela o guarda y custodia”.
En la homilía de ayer, el cardenal Norberto Rivera Carrera pidió a los feligreses orar por la familia “para que encuentre los caminos para fortalecer a esta institución de la sociedad y encuentre también caminos nuevos para que pueda ser luz del Evangelio en el mundo actual”.
La publicación recalcó que se requiere de acciones efectivas para la prevención de la violencia, “pero también del fortalecimiento de instituciones que la cultura de la muerte se empecina en destruir”. El editorial termina “mientras no se defienda lo anterior, lo demás será política pragmática, demagogia pura”.
La Ley General de Derechos de Niñas, Niños y Adolescentes fue aprobada por la Cámara de Senadores por unanimidad de 100 votos, el pasado 29 de septiembre.

Contrapapel.mx

No hay comentarios.: