sábado, 7 de octubre de 2017

Crece demanda de seguros de vivienda

Ciudad de México.- Tras los sismos registrados en el pasado mes de septiembre, parte de la población ya considera la contratación de un seguro de vivienda, mismo que tiene la vigencia que el dueño solicite e incluso cubre robos, incendios o daños por fenómenos naturales, tales como terremotos o erupciones volcánicas.
Algunas aseguradoras o instituciones bancarias que ofrecen este tipo de seguros cubren los “gastos extraordinarios”, es decir, en caso de un sismo que deja inhabitable una vivienda, si el dueño requiere contratar un espacio para vivir unos días en lo que el seguro se hace efectivo en el  domicilio dañado, el gasto del alquiler corre a cuenta del asegurador.
Entre los principales requisitos que son solicitados al momento de la contratación de un seguro de vivienda destacan el nombre del asegurado, RFC, domicilio completo y características del inmueble a asegurarse. En algunos casos se requiere que el inmueble sea de un valor superior a los 450 mil pesos, sin contar el costo de las pertenencias ni el terreno en el que está edificado.
De acuerdo con Rosalba Martínez, asesora financiera, existen diversos tipos de seguros de vivienda, algunos cubren únicamente la edificación, otros cubren los objetos al interior, es decir, los muebles y joyería, mientras que otros pueden cubrir únicamente una parte de la vivienda, según lo desee el asegurado.
Algunos aseguradores o instituciones bancarias que ofrecen este tipo de seguros, también tienen cobertura contra robos e incendios, lo que puede ser una variante en el costo del seguro.
“Algunos sólo te aseguran la casa y otros te aseguran todo o sólo lo que tú solicitas asegurar, pero en el caso de seguros completos, es decir, que cubren joyería o muebles, es necesario tener los documentos que avalan la preexistencia de estos a efecto de comprobar que realmente existen esos bienes”, aseguró la asesora financiera consultada.
Pese a que se pensaría que dichos seguros son costosos, su valor puede variar según la institución bancaria o aseguradora, motivo por el cual es necesario que el interesado solicite toda la información necesaria respecto a los beneficios y las restricciones, además de comparar los costos de dicho servicio a efecto de comprobar cuál es el que se adapta mejor a sus necesidades.
Cabe mencionar que el pago de dichos seguros puede realizarse de mensual, bimestral, trimestral, por un periodo de seis meses o hasta un año, según la decisión del cliente.

No hay comentarios.: