martes, 2 de julio de 2013

Transportistas exigen a Eruviel les devuelvan sus unidades

Toluca, México.- Más de 150 unidades de transporte de pasajeros y de carga protagonizaron una "marcha lenta" por las autopistas Chamapa-Lechería y México-Toluca, en demanda de que la Secretaría del Transporte del Estado de México libere los autobuses irregulares que les han decomisado en diferentes operativos.
Los integrantes del movimiento Antorcha Popular se apoderaron de tres de los cuatro carriles de las autopistas y circularon sus unidades a vuelta de rueda, lo que generó un caos vial.
De acuerdo con los dirigentes antorchistas, la Secretaría del Transporte del Estado de México incumplió las minutas que se firmaron meses atrás en las que se establecieron acuerdos para frenar los operativos que la autoridad estatal realiza en contra del transporte irregular en distintas zonas del Estado de México.
Los transportistas indicaron que a Antorcha Popular les han sido decomisados más de 50 autobuses y taxis que ofrecen el servicio de transporte público de pasajeros, en municipios como Zumpango, Tecámac, Atizapán de Zaragoza, Ecatepec, Chimalhuacán e Ixtapaluca, entre otros sitios.
Señalaron que esos decomisos se derivan del rezago que la propia Secretaría del Transporte registra en los procesos de autorización de concesiones y entrega de placas que ya habían sido comprometidas desde hace más de un año, "lo que evidentemente se maneja con criterio político y no administrativo", acusaron.
Los transportistas llegaron a la Plaza de los Mártires, en la ciudad de Toluca, donde expresaron sus demandas ante el gobernador Eruviel Ávila Villegas, a quien exigen su intervención directa para la resolución de sus problemas.

No hay comentarios.: