jueves, 24 de octubre de 2013

Sin cambios, el apagón analógico; se cumplirá en tiempo y forma: SCT

México, D.F.- El gobierno federal prevé que no modificará las fechas para realizar el apagón analógico en la ciudades programadas durante los próximos dos años, ya que el Estado contará con los recursos suficientes que en total ascenderán a 19 mil millones de pesos para concretar la digitalización televisiva.
Gerardo Ruiz Esparza, titular de la SCT, afirmó que la dependencia se encuentra diseñando una nueva metodología menos costosa y más efectiva para concretar los próximas digitalizaciones de diversas ciudades del país: "La idea es que el proceso sea más ágil y que la transición sea más amable con la sociedad, ello no afectará las fechas que ya están establecidas y tendremos que apegarnos a ellas", comentó el funcionario.
En el marco de  XXXIV Convención Nacional Anual de la Cámara Nacional de la Industria Electrónica, de Telecomunicaciones y Tecnologías de la Información (Canieti), Ruiz Esparza indicó que la reforma en telecomunicaciones señala que la digitalización del país deberá contar con los recursos presupuestales para decretar el apagón nacional a más tardar el 31 de diciembre de 2015: "Ya tenemos parte importante de estos recursos y ello garantizará que se cumpla con el mandato constitucional", declaró.
Por su parte, José Ignacio Peralta, subsecretario de Comunicaciones de la SCT, afirmó que para 2014 se estima un presupuesto de 4 mil millones de pesos para la digitalización en cinco ciudades fronterizas del país, aunque aclaró que este monto podría modificarse debido a que la SCT se encuentra analizando otras alternativas para reducir los costos del apagón.
En otro orden de ideas, el funcionario indicó que la red de telecomunicaciones de la Comisión Federal de Electricidad (CFE) pasará a manos de Telecomunicaciones de México (Telecomm) para que esta infraestructura pueda licitarse, a fin de que una empresa la pueda operar bajo un esquema de asociación público-privada.
Añadió que esta operación permitirá construir una red de servicios mayoristas de telecomunicaciones que rentará infraestructura a las empresas, por lo que la red mayorista no competirá con los operadores comerciales sino que facilitará las condiciones para que las telefónicas accedan a los insumos básicos que les permitan llevar servicios de banda ancha a zonas alejadas.
La Crónica de Hoy
 


No hay comentarios.: