jueves, 9 de abril de 2015

Resultado de la Encuesta Nacional de Seguridad Pública Urbana: Inegi

Ciudad de México.- La sensación de inseguridad por temor al delito se ha expresado en cambios de rutinas por parte de los gobernados.
De esa manera, de acuerdo a la encuesta elaborada por el Instituto Nacional de Estadística y Geografía en marzo pasado, 65 de cada 100 personas mayores de 18 años optaron por dejar de llevar cosas de valor, esto es, alhajas, dinero en efectivo o celulares costosos; 61.5 de cada 100 no permiten que salgan de la vivienda los hijos menores; 53 de cada 100 dejaron de caminar por los alrededores de su vivienda después de las 8 de la noche y uno de cada tres dejó de visitar a parientes o amigos.
Y es que la sensación de inseguridad se explica por razones como ser testigos de algún delito o por conductas antisociales que ocurren en el entorno de la población, señala el Inegi al divulgar el resultado de la Encuesta Nacional de Seguridad Pública Urbana, que es levantada cada trimestre desde septiembre de 2013.
Y es que la percepción que tienen los habitantes de las zonas urbanas del país sobre la seguridad no mejoró en los meses pasados. La encuesta elaborada por el Inegi, muestra que 68 de cada 100 mexicanos que viven en zonas urbanas sienten que su ciudad es insegura.
El resultado es el mismo del ejercicio levantado en diciembre de 2014 y marginalmente mayor al de septiembre anterior, cuando tenían esa percepción 67 de cada 100 residentes de zonas urbanas. En las cifras correspondientes a marzo de este año, 38 de cada 100 personas mayores de edad que habitan en zonas urbanas tienen la expectativa de que la inseguridad ‘‘seguirá igual de mal’’.
Mientras, 25 de cada 100 (o uno de cada cuatro) anticipan que ‘‘empeorará’’. Sólo uno de cada cinco (20.4 de cada 100) espera que la seguridad ‘‘siga igual de bien’’ y 16 de cada 100 anticipan que ‘‘mejorará’’.
En el mismo periodo, la población urbana mayor de edad manifestó que en los pasados tres meses ha escuchado o visto en los alrededores de su vivienda situaciones como consumo de alcohol en las calles (70 por ciento), robos o asaltos (67 por ciento) y vandalismo (59 por ciento), mencionó el organismo. La Encuesta Nacional de Seguridad Pública Urbana (ENSU) recoge información sobre el tema, tanto desde el punto de vista de la percepción (sensación de inseguridad o expectativa sobre la tendencia del delito) como de conocimiento (haber sido testigo de algún hecho delictivo o antisocial) y de experiencia (haber sido víctima).
También recoge la percepción de los ciudadanos sobre el desempeño de las policías en el ámbito municipal, estatal, federal y de la Gendarmería Nacional. En marzo de este año, 65 de cada 100 habitantes de zonas urbanas mayores de edad manifestaron que en los últimos tres meses, por temor a sufrir algún delito, modificaron sus hábitos respecto de llevar joyas, dinero o tarjetas de crédito.
De acuerdo con la encuesta, en el primer trimestre de 2015 el principal incremento respecto del mismo periodo de 2014 se encuentra en el caso de la población que, por temor a sufrir algún delito, cambió sus hábitos como permitir que salgan de la vivienda sus hijos menores.
Sobre la evaluación que los ciudadanos hacen de los cuerpos de seguridad pública, 66.8 de cada 100 creen que el desempeño de las policías municipales es ‘‘poco o nada efectivo’’; esa misma opinión tienen 58 de cada 100 respecto de la policía estatal; 43 de cada 100 en cuanto a la Policía Federal, y 33.5 de cada 100 de la Gendarmería Nacional.

No hay comentarios.: