viernes, 25 de septiembre de 2015

Propone senador Héctor Yunes reformar ISR en materia laboral

Ciudad de México.- El senador Héctor Yunes Landa propuso promover la inclusión laboral de los adultos mayores para que todo aquel que los contrate en una jornada laboral de seis horas pagando las ocho, obtenga un estímulo fiscal del cinco por ciento, adicional, al estipulado por la ley del Impuesto Sobre la Renta (ISR).
En su intervención en tribuna ante el pleno de la Cámara de Senadores, Yunes Landa, precisó que “nuestros adultos mayores, nuestros abuelos merecen un trato digno y oportunidades para que quien lo desee puedan seguir aportando, por ello propongo que al empresario o patrón que contrate  a un adulto mayor se le dé un estímulo fiscal”.
Abundó que esta propuesta de iniciativa de reforma a la ley al Impuesto Sobre la Renta busca generar mecanismos legales que vayan limitando la discriminación laboral que sufre este sector poblacional, por lo tanto las soluciones tendrán que involucrar a los diferentes actores, con el fin de lograr una sociedad más igualitaria.
Detalló que se requiere un enfoque de la política pública más estructurado y proactivo, por ello exhortó a sus compañeros del Senado de la República, a que como senadores del presente otorguemos, desde la ley,  oportunidades  a los mexicanos del futuro para que vivan con dignidad y decoro.
Precisó que se trata de hacer un compromiso con generaciones de mexicanos que hoy dan lo mejor de sí, y con quienes como sociedad y estado, tendremos una deuda moral impostergable en unos cuantos años.
Especificó que actualmente nuestro  país registra lo que los especialistas han llamado un bono demográfico, es decir, el volumen de la población en edad de trabajar supera a la población dependiente constituidas por infantes y ancianos.
La Comisión Económica para América Latina y el Caribe estima que esta ventana de oportunidad demográfica empezará a revertirse a partir del año 2020, donde la población dependiente empezará a aumentar más que la población productiva, abundó.
Recordó que México experimenta un comportamiento demográfico caracterizado por el decrecimiento en el número de hijos por mujer y un incremento en la esperanza de vida. En cinco años más, en el año 2020, se estima que en promedio un mexicano vivirá 78 años, mientras que para el año 2050 vivirá 81 años.
Y en ese año, más de la cuarta parte de la población de  nuestro país será adulto mayor. Actualmente el nueve por ciento de la población de México cuenta con 65 años o más.
Reveló que de acuerdo a datos emitidos por el Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social, aproximadamente 939 mil personas con edades de 65 años y más, viven en situación de pobreza alimentaria, y de estos el 57.6 por ciento no posee un trabajo.
Insistió que todos hemos sido testigos, amigas y amigos, de casos de maltrato, abandono, y de exclusión laboral que sufren los adultos mayores en nuestro país, tal parece que aquí aplica la famosa frase del escritor español Francisco de Quevedo, quien afirmaba que todos deseamos llegar a viejos, y todos negamos que hayamos llegado.
Puntualizó si acumular experiencia fuese una causal legal para no hallar trabajo, o sufrir discriminación, es por eso que bajo este contexto, los Poderes Federales, nos vemos obligados a proponer políticas cada vez más amplias, interinstitucionales y de manera transversal con los tres niveles de gobierno.
Reiteró que uno de los grandes retos que enfrenta la política de desarrollo social en el país, es, y será, generar calidad de vida a la población adulta mayor. En tal virtud, la calidad de vida es un concepto amplio y multifactorial, influido por la salud, así como, por aspectos sociales y económicos.
Añadió que esta propuesta la presentó porque se hace necesario incluir en la vida laboral o productiva a los adultos mayores, ya que se lo dicen cuando platica con ellos en Pánuco, Tantoyuca, Tempoal, Tuxpan, Poza Rica, Córdoba, Orizaba, Coatzacoalcos, Cardel, Xalapa, el puerto de Veracruz, entre otros lugares.
El senador Héctor Yunes Landa, refirió que con angustia le comentan los adultos mayores que “no nos quieren contratar en las empresas y estamos sanos, queremos trabajar, queremos sentirnos activos, compartir nuestras  experiencias”, es por eso la iniciática de reforma a la Ley del Impuesto Sobre la Renta (ISR) presentada hoy ante el pleno del Senado de la República.

No hay comentarios.: