miércoles, 15 de junio de 2016

“Los partidos no toman en serio la Asamblea Constituyente”: Manuel Granados

Ciudad de México.- Los partidos políticos fueron los responsables de la baja participación para elegir a los integrantes de la Asamblea Constituyente, asegura el consejero jurídico de la Ciudad de México, Manuel Granados, quien dice tener intuición de lo que sucedió el 5 de junio en las urnas: como los partidos no iban a perder su registro al no alcanzar el 3 por ciento de votación, no se esmeraron ni siquiera en hacer campañas.
Pero después del desatinado proceso electoral, comenta el funcionario,  el gobierno capitalino se prepara para entregar un proyecto de Constitución para la Ciudad de México a la altura de los deseos de los capitalinos.
El documento será cedido en los primeros días de agosto para que el jefe de Gobierno, Miguel Ángel Mancera, lo revise y éste, a su vez, lo entregue el 15 de septiembre a la Asamblea Constituyente para su discusión.
En entrevista con Crónica, Manuel Granados augura que el proyecto será de vanguardia: se propondrá que los jóvenes de 16 años puedan votar en las elecciones locales, se planteará la revocación de mandato en los cargos de elección popular, se reforzarán los candados para evitar la corrupción y se buscará convertir a la capital mexicana en una ciudad tecnológica, en donde cualquier trámite pueda hacerse a través de las aplicaciones digitales.
También se buscará la integración de una Sala Constitucional, en la cual los ciudadanos podrán quejarse sobre la actuación de otras dependencias.
El reto ahora, dice, es que los integrantes de la Asamblea Constituyente dejen a un lado los enfrentamientos ideológicos y coincidan en hacer un documento digno para los capitalinos.
—¿En qué etapa va el proyecto de la Constitución?— se le pregunta.   
—Se han abordado ya el 70 por ciento del temario. El grupo de trabajo ha participado de manera muy activa en torno a los 17 grandes temas. Para nosotros es muy importante haber generado toda esta discusión de grupo dinámico. Son discusiones de más de tres horas donde cada martes abordamos un tema, se concluye ese tema y ahora estamos en la redacción de artículos. Calculo que lo tendríamos para la primera quincena de agosto y todavía tener un espacio de revisión con el jefe de Gobierno para que él pueda entregarlo el 15 de septiembre, a más tardar, a la Asamblea Constituyente.
—¿Cuáles son los temas prioritarios?   
—Los temas van respecto a la conformación de las alcaldías y cómo generamos esta construcción institucional, las facultades y atribuciones de las alcaldías.
“Se ha discutido también que los jóvenes a partir de los 16 años puedan participar en los procesos democráticos locales sin contravenir las disposiciones federales”.
“Se ha planteado el tema de la revocación del mandato para aquellos servidores públicos que tienen su ingreso a través de un proceso de elección, entonces que también la ciudadanía, quizá la mitad del mandato, pudiera saber que ese servidor público debe permanecer o no. La revocación de mandato debería ser a través de una consulta pública y participación ciudadana tendría que ser similares a como fue electo, es decir, si te eligen 10, tendrían que ser 10 los que participen. No puede ser que te elijen 10 y te quiten 5”.
“También se ha planteado si estamos o no a favor de un órgano constitucional local, que sea el que dirima las controversias entre los diversos entes públicos; el órgano constitucional también deberá garantizar el ejercicio de los derechos locales y fundamentales”.
—¿Qué opina de la integración de la Asamblea Constituyente?   
—Hay personalidades que han tenido toda una trayectoria en la ciudad, que conocen la ciudad, que viven la ciudad y hay quienes no. Pero que tienen un expertiz diferente, a lo mejor académico, a lo mejor en la lucha social. Debe haber un gran diálogo, entendimiento, debe haber pasión, sí, pero en la discusión, en las ideas. No puede haber un tema de enfrentamiento ideológico, sino, más bien, de coincidencias ideológicas.
—¿Por qué hubo tan poca participación?   
—Hay varios factores. En el caso de la ciudad, los partidos políticos no estuvieron vinculados a la pérdida de registro. Si no obtenían el 3 por ciento de votación, no pasaba nada, entonces varios partidos políticos no hicieron ni campaña, entonces eso también influye en no tener un alto conocimiento del tema.
—¿A los partidos no les importó la construcción de la Constitución?   
—Pues no sé si las campañas se vieron en las calles, en los partidos políticos. Yo creo que sí hubo una disminución de los propios partidos políticos en hacer un proceso democrático de difundir sus propuestas constitucionales y hacer una campaña de otra forma.
—¿Qué lectura le da al triunfo de Morena?   
—La ciudadanía ha votado por dos partidos políticos. Y ambos partidos políticos identificados con una ideología de izquierda. Es decir, la capital del país tiene una vocación de izquierda. Eso debe de quedar claro, es un indicador de que la constitución debe tener una vocación de izquierda.
—¿Es una Asamblea digna?   
—Es una Asamblea plural, dinámica, cada quién procuró llevar de sus partidos políticos a los mejores cuadros. Cada uno de los partidos políticos nos está enseñando cuáles son sus mejores cuadros.
Perfil
Abogado por la UNAM, cursó la especialidad en Derecho Constitucional y Administrativo, y una Maestría en Derecho, con “Mención Honorífica”. Catedrático de la Facultad de Derecho de la UNAM, y cursó dos doctorados, uno en Administración Pública en el INAP, y otro en Derecho por la UNAM. Ha trabajado durante 19 años en el sector público y privado, como abogado  postulante y servidor público. Fue asesor en la Asamblea Legislativa del Distrito Federal en las comisiones de  Derechos Humanos y Seguridad Pública y secretario técnico en la Comisión de  Administración y Procuración de Justicia. Actualmente es el consejero jurídico de la CDMX.
Avance
El proyecto de Constitución tiene un avance del 70 por ciento y el grupo de trabajo ha participado de manera muy activa en torno a los 17 grandes temas. Una de las propuestas es la integración de una Sala Constitucional, en la cual los ciudadanos podrán quejarse sobre la actuación de otras dependencias.  Propondrá también la equidad de género, el respeto a los derechos fundamentales, la no discriminación, el cuidado del medio ambiente, el combate a la corrupción y la protección de los pueblos y barrios originarios. También se establecerá el 3 de 3: que los funcionarios presenten sus informes de situación patrimonial, fiscal y conflicto de intereses.

No hay comentarios.: