miércoles, 4 de enero de 2017

Actos vandálicos obligan a cerrar gasolineras; en riesgo transporte de carga y pasajeros, incluso aéreo

Veracruz, Ver.- En Veracruz -sobre todo en la zona centro-, las protestas por el gasolinazo han obligado a varios propietarios de estaciones de servicio a suspender la venta de combustibles ante la amenaza de los manifestantes que este miércoles advierten reanudar marchas y bloqueos. Los efectos a nivel nacional son variables: por lo pronto la Central Camionera del Norte suspendió ayer corridas de autobuses a 8 Estados hasta nuevo aviso, entre otros a Querétaro, Durango, Chihuahua, Zacatecas, Guanajuato, Jalisco, Veracruz, Hidalgo, Puebla y Tamaulipas.
Y es que desde el domingo, varias de sus unidades se quedaron varadas en diversos puntos carreteros por los bloqueos y las manifestaciones. Mientras tanto, vía Twitter (como si el horno estuviera para bollos), Omnibus de México aprovechó el gasolinazo para anunciar un incremento a sus tarifas, con un mensaje que también se pudo leer en su sitio de internet. Como fuera, Antonio Caballero, presidente nacional del Grupo G500 advierte que alrededor de 400 gasolineras de distintas partes del País están en riesgo de cerrar por falta de condiciones de seguridad.
“Estamos anunciando a la ciudadanía en general que el día miércoles a las 12:00 horas vamos a iniciar cierres por zonas y de ser necesario cerraremos todas (un total de mil 800 que forman parte del grupo)”, declaró Caballero. Hasta el martes, 50 estaciones de ese grupo estaban cerradas ante los actos vandálicos que se han llevado a cabo por grupos que se han identificado con coches sin placas y encapuchados, entre otros, quema de llantas, asaltos a las cajas de estaciones y sobre todo robos de combustible sin medidas de seguridad.
De acuerdo a Pemex, los bloqueos en las Terminales de Almacenamiento y Despacho han causado una situación crítica en la distribución de combustible, lo que pondría en riesgo la operación de aeropuertos en dos estados del norte del País.
En un comunicado, la “empresa productiva” del Estado dice que “estos bloqueos han llevado a que Pemex enfrente problemas de distribución que afectan el suministro de gasolinas a las estaciones de servicio que dependen de estas terminales. Este problema ha alcanzado una situación crítica en Chihuahua, Morelos y Durango.
Además, de continuar los bloqueos, en Chihuahua y Baja California se puede afectar la operación de los aeropuertos”, dice textualmente la petrolera. Pemex ya entró en contacto con los gobiernos de dichas entidades para informarles la situación y solicitarles su apoyo para liberar los accesos.

No hay comentarios.: