jueves, 7 de agosto de 2014

Confía Unicef que en un año México avance en lactancia materna

México, D.F.- La representante de UNICEF en México, Isabel Crowley, confió en que en un año se verán avances para revertir el problema de lactancia materna en el país, por el apoyo de las secretarías de Salud y del Trabajo, de impulsar programas de educación y reformas laborales.
En el panel “Hablemos de Lactancia”, coincidió en aclarar con especialistas y comunicadores que la disminución de esta práctica no es culpa de las mujeres, y que faltan políticas públicas laborales y programas educación sobre sus beneficios.
México registra uno de los índices más bajos de mujeres que amamantan a sus bebés, que además ha ido a la baja, pues de 22.3 por ciento en 2006, disminuyó a 14.4 por ciento en 2012 en zonas urbanas; en áreas rurales pasó de 36.9 por ciento a 18.5 por ciento.
Crowley advirtió el contraste de esas cifras respecto a Perú, donde la lactancia materna es de 71 por ciento; Chile, con 63 por ciento, y Bolivia, con 61 por ciento, naciones donde se han logrado esos avances gracias a reformas legislativas y con educación.
“Si todos se ponen el chip, para poner de moda la lactancia materna y apoyo a las mujeres, México puede estar a nivel de otros países como Brasil, Chile , Perú, Bolivia, que están en 70 por ciento de lactancia”.
En México, dijo, la disminución de esa práctica se debe a varios factores, como presiones laborales y sociales, cambios en la vida de las mujeres; falta de apoyo en hospitales y personal médico, por la deficiente capacitación sobre la forma de amamantar, entre otros.
Además, resaltó la importancia de realizar los ajustes laborales para facilitar a las madres trabajadoras la lactancia e incrementar el tiempo que tienen con sus bebés, entre otros aspectos que no contempla la ley laboral.
Subrayó que también se debe proporcionar información a los empresarios para impulsar la creación de espacios lactarios en las empresas, como ya se empezó a hacer en algunos estados.
En su oportunidad, la periodista Claudia Ramos exhortó a no seguir culpando a la mujer como una forma de fomento a la lactancia, sino que se deben hacer cambios en las políticas públicas, sobre todo si se toma en cuenta que 50 por ciento de las mamás trabajan.
Sólo 54 por ciento de las mujeres que tienen un trabajo tienen licencia de maternidad, con un periodo de lactancia de sólo dos reposos de media hora, lo cual que es insuficiente, aunado a la falta de lactarios, entre otras trabas que enfrentan, planteó.
La periodista consideró que se debe establecer en la ley la obligación del empleador de instalar lactarios, tratar los temas sociales que por críticas o mitos afectan a esa práctica, y exigir la ratificación de los convenios internacionales y reformas laborales que favorezcan la lactancia.
Al respecto, el neonatólgo Omar Livio Peralta, del Instituto Nacional de Perinatología, dijo que amamantar no es sólo un proceso de dar de comer, sino todo un contexto.
El vínculo se favorece por el contacto con la mamá, y se tiene más éxito cuando la lactancia se inicia en los primeros minutos de vida del recién nacido, subrayó.
El foro fue organizado por la Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (Unicef, por sus siglas en inglés) y la organización Un Kilo de Ayuda, como parte de la Semana Mundial de Lactancia Materna.

No hay comentarios.: