viernes, 25 de septiembre de 2015

Piden diputados veracruzanos revertir problemática de cafeticultura

* Padecen productores caída de precio y roya; Veracruz afectado

Ciudad de México.-  Los legisladores veracruzanos Javier Herrera Borunda,  Miguel Ángel Sedas Castro y Leonardo Rafael Guirao presentaron un Punto de Acuerdo de urgente y obvia resolución en la Cámara de Diputados para revertir desde el Legislativo las condiciones adversas de los productores de café que padecen la caída del precio y las plagas en los cultivos.
Los diputados del Partido Verde Ecologista de México (PVEM), hicieron un llamado al Pleno de la LXIII Legislatura para que se busquen mecanismos legislativos encaminados a mejorar las condiciones ya sean técnicas o presupuestales que garanticen el respaldo a la cafeticultura como una de las actividades preponderantes en el sector económico primario.
Javier Herrera Borunda sostuvo que México ocupa el undécimo lugar en la producción de café y el primero en el aromático orgánico con más de 700 mil hectáreas, entre los estados de mayor aportación destacan Veracruz, Chiapas, Oaxaca, Puebla, Hidalgo, San Luis Potosí, Guerrero, Nayarit, Colima, Jalisco, Querétaro y Estado de México.
Destacó que Veracruz ocupa el segundo lugar con una aportación del 18 por ciento y junto con Chiapas producen el 68 por ciento, que significa un millón 287 mil toneladas de café en todo el país.
De acuerdo a cifras del Sistema Producto Café el 62 por ciento de los productores cuentan con menos de una hectárea de cultivo, lo que genera baja productividad, sin embargo, la producción nacional es de 4.7 millones de quintales de los cuales el 80 por ciento de destinan a la exportación.
El llamado de los legisladores del Partido Verde se debe a que en los últimos años la producción de café se enfrenta a graves problemas como la caída del precio y la presencia cada vez más acentuada de plagas como la broca y la roya en los campos de cultivo.
Tan sólo en el ciclo 2014-2015 la producción se desplomó en casi el 58 por ciento como consecuencia de la roya, es decir se dejaron de producir 2.5 millones de quintales, se trata del impacto negativo más grave desde que se tiene registro de la enfermedad de la planta desde su aparición en Centro América en 1976.
Los diputados consideraron urgente el diseño de políticas públicas que reviertan esa situación ya que a pesar de que existe una Declaratoria de Emergencia decretada en abril pasado y programas de combate a la plaga y atención a los productores de café, no ha sido suficiente para frenar los efectos negativos.

No hay comentarios.: