martes, 30 de agosto de 2016

En Texcoco carente cobertura eléctrica pone en riesgo salud de infante

Texcoco, Estado de México.- Una gruesa madeja de cables, que se enreda en desorden por el cielo,  conduce la electricidad para iluminar las calles y viviendas de la Colonia Víctor Puebla, donde habitan 500 familias.  De no ser por ese enredijo de plástico multicolor, las familias vivirían a oscuras como antes de 1879,  año en que la energía eléctrica llegó a México.
Un cable de esa madeja se extiende hasta la casa de una mujer de piel morena y requemada por el sol,  se trata de Apolonia Ramírez López de 37 años de edad,  madre de cuatro hijos, tres varones y una niña de nombre Cristina, quien padece rinitis alérgica.
A la vivienda de Apolonia llega un reducido voltaje de energía eléctrica, la cual en ocasiones no alcanza para encender su refrigerador. El electrodoméstico no sería tan importante, pues está vacío de alimentos, si en su interior, no mantuviera fresco el medicamento de Cristina de 10 años de edad, a quien la rinitis alérgica la obliga a inyectarse una vacuna cada tercer día.
“El medicamento tiene que permanecer a menos dos grados de temperatura, de lo contrario se echa a perder. En ocasiones tengo que recurrir al hielo para conservarlo”, menciona angustiada Apolonia.
A Cristina le afecta el polvo, ciertas hierbas y el frío. Cuando la vacuna no surte efecto, Cristina entra en crisis. Sus bronquios se cierran y palidece;  las venas de su rostro se inflaman y una tos seca e incontrolable le impide respirar adecuadamente.  Apolonia debe usar un nebulizador para devolverle el aliento a su hija, sin embargo, la corriente eléctrica en su vivienda no alcanza ni para encender la máquina que convierte el medicamento líquido en vapor.
La madre es humilde pero consciente de sus derechos, por ello ha acudido en más de tres ocasiones al Ayuntamiento de Texcoco, para solicitar que su colonia donde habitan más de 500 familias sea reconocida como parte del municipio de Texcoco y la Comisión Federal de Electricidad  (CFE)realice la obra de electrificación que necesitan los colonos. “Sólo nos hace falta la firma del presidente municipal. No es cuestión de dinero sino de voluntad política”, expone la madre.
Por ese motivo, habitantes de  Cuautlalpan, Víctor Puebla, entre otras colonias, solicitan al gobierno municipal de su visto bueno para que más de 19 millones de pesos, gestionados por el ex diputado federal, Brasil Acosta, sean aplicados en obras de electrificación a través de la Comisión Federal de Electricidad (CFE).

No hay comentarios.: