jueves, 21 de noviembre de 2013

Vecinos denuncian a delegada de Tlalpan por fraude

Tlalpan, D.F.- Vecinos Unidos del Centro Histórico de Tlalpan presentaron una denuncia penal contra la jefa delegacional Maricela Contreras Julián y sus colaboradores, por los presuntos delitos de fraude procesal y uso ilegal de atribuciones y facultades por parte de los servidores públicos.
Este mediodía, los vecinos y su abogado, Alejandro Álvarez Calderón, llevaron la denuncia a la Oficialía de Partes de la Procuraduría General de Justicia del Distrito Federal (PGJDF).
Álvarez Calderón informó que los delitos por los que se acusa a Maricela Contreras son, entre otros, los de fraude procesal y uso ilegal de atribuciones y facultades. Las quejas de los tlalpenses surgieron luego de que presuntamente se violó el uso de suelo para instalar la Dirección General de Administración de la demarcación en una zona protegida.
Los inconformes anunciaron que también realizarán una denuncia ante la contraloría interna del Instituto de Verificación Administrativa (INVEA) "porque en sus respuestas afirma que no encontró las oficinas denunciadas, mientras que la Procuraduría Ambiental y Ordenamiento Territorial (PAOT) si las encontró; siendo esto prueba de que le sirven de tapadera a la delegada", denunció la vocera de los colonos, Sara Espíritu.
Según Alejandro Álvarez, el primero de los probables delitos que cometió la delegación es que utilizó un certificado de uso de suelo que, por la zonificación, sólo avala un centro de procesamiento de datos, "pero en realidad el uso es distinto como lo afirma la PAOT".
El segundo presunto delito fue "haber firmado un contrato para arrendar el inmueble, utilizando dicho certificado anómalo desde su origen", puntualizó el abogado.
También denunciaron que los estacionamientos se encuentran a tres calles de distancia, y no están dentro de la propia construcción, como lo marca la ley, "sus empleados incumplen porque ahora se apropiaron de las aceras de por lo menos 10 calles a la redonda", aseveró.
Los ciudadanos tlalpenses aseguraron que las oficinas administrativas delegacionales se instalaron en la calle de Calvario 61 bajo el argumento de que era un Centro de Procesamiento de Datos, con lo cual "Maricela Contreras violenta no sólo el uso de suelo decretado en el Programa Delegacional de Desarrollo Urbano, sino también el patrimonio histórico, artístico, cultural y ambiental de Tlalpan".
Agregaron que, hace algunos días, encontraron en Internet que meses antes de que la Delegación de Tlalpan rentara la casa de lujo ubicada en Calvario 61 para oficinas, sus propietarios ya la ofertaban para ello.
El Universal

No hay comentarios.: