lunes, 30 de noviembre de 2015

Reforma al PENSIONISSSTE viola tratados internacionales, manifiesta diputado Alejandro Ojeda

Ciudad de México.- Pese a que la privatización del PENSIONISSSTE quedó suspendida de momento, el Partido de la Revolución Democrática (PRD) se mantendrá vigilante de que no haya un albazo en las próximas semanas, sobre todo porque es conocida la actitud de los partidos de derecha, de aprobar reformas en perjuicio de los mexicanos en fechas festivas o de celebraciones religiosas.
Así lo expresó el vicepresidente de la Cámara de Diputados, Alejandro Ojeda, quien aseguró que en los términos en los que se encuentra planteada la reforma al PENSIONISSSTE, se violenta el artículo 9 del Protocolo Adicional a la Convención Americana sobre Derechos Humanos en materia de Derechos Económicos, Sociales y Culturales.
Sostuvo que en dicho artículo, los Estados, incluido México, asumieron el compromiso internacional en el sentido de que toda pensión debe asegurar una vejez digna y decorosa.
Explicó que de acuerdo con el proyecto de dictamen, el mecanismo de administración de los recursos del PENSIONISSSTE genera un riesgo bastante alto en la transición; muestra de ello es el artículo transitorio segundo en su fracción V, la cual establece que el gobierno federal no responderá por las obligaciones a cargo de la sociedad que se creará en términos de la propia reforma.
El legislador del PRD consideró que resulta grave que el gobierno federal se niegue a pagar cualquier minusvalía que se pudiera generar.
Sostuvo que dicha reforma deja claro que el gobierno federal se quiere deshacer de la obligación de proteger las pensiones de los trabajadores; lo más peligroso, insistió, es que se prepara a futuro para posibles fallos en el sistema de pensiones que se pretende establecer, ya que esas sociedades se desvincularán del gobierno.
Cabe recordar que el PENSIONISSSTE fue creado a través de la Ley del Instituto de Seguridad y Servicios Sociales de los Trabajadores del Estado, publicada en el Diario Oficial de la Federación en 31 de marzo de 2007, teniendo como objeto la administración de los recursos de las cuentas individuales de los trabajadores.
Recordó que en su momento denunció las fallas de las reformas a la ley de ISSSTE, y ahora que el tiempo nos alcanzó se demuestra que tenía la razón.
Aseveró que el gobierno federal pretende dar la última estocada eliminando su misión de carácter social, incorporando fines de lucro al sistema de pensiones.
Actualmente el PENSIONISSSTE funciona con carácter no comercial, el remanente de su operación es canalizado para fortalecer el ahorro de los trabajadores una vez satisfechos sus costos de administración, necesidades de inversión y constitución de reservas.
En la reforma de 2007, se dijo que serviría como un vehículo a través del cual los recursos para el retiro de los trabajadores fueran ahorrados e invertidos de manera confiable y segura a través de una institución de carácter público.
Sin embargo, dijo el diputado Ojeda, no se cumplió con las expectativas, de tal manera que ahora que se está ahogando al ISSSTE, vienen con argumentos poco claros a decir “no sirve” vamos a privatizarlo.
Dato importante es que desde el inicio de operaciones del PENSIONISSSTE, éste ha cobrado la comisión más baja en el sistema de ahorro para el retiro, con la reforma y la incorporación de elementos mercantiles, lo trabajadores verán disminuidas sus expectativas de pensión debido a las voraces comisiones que son evidentes en el sistema financiero mexicano, esto va en detrimento a la posibilidad de contar a futuro con una pensión con un mayor poder adquisitivo.

No hay comentarios.: