martes, 21 de febrero de 2017

PLUMA NEGRA

LEY DE LA ATRACCIÓN Y LOS MANTRAS DE KARIME
CASA DEL JABONERO
NO ES LO MISMO SER BORRACHO QUE CANTINERO
 
Por: José Calzada

Es demencial el grado de cinismo, como la afirmación que dice: “la abundancia es mi estado natural y yo la acepto”. En Veracruz, se da un nuevo caso que revive el escándalo de Javier Duarte de Ochoa y su señora esposa Karime Macías.
l hallazgo de una bodega más con los tesoros familiares de esa pareja prófuga de la justicia el pasado fin de semana en su natal Córdoba, elevó de nueva cuenta los niveles del morbo que casi parecía extinguirse en las últimas semanas y revitalizó el repudio social contra distinguidísimas personas. El ego y el culto a la personalidad abundan con fotografías y pinturas propias que desnudan el verdadero rostro y más.  
 Sí merezco abundancia, frase repetida en un cuaderno Mont Blanc de la ex primera Dama de Veracruz, cual plana de tarea escolar, denota el infame mundo en el que vivían los Duarte-Macías, en estos momentos aún prófugos de la justicia y al parecer muy lejos de la mano de la Ley.
El ser humano es “deseo” y en su afán de obtener posesiones, acude en muchos casos, a practicar ejercicios y un listado de afirmaciones para lograr que lo mejor de la vida llegue hasta a su puerta, haciendo que las mejores o las más altas energías del Universo se concentren y le lleven la buena fortuna y la abundancia.
Es así como la familia Duarte, además del uso del poder Constitucional que le otorgaron los veracruzanos para estar seis años en el gobierno, utilizaron todo tipo de métodos convencionales y no convencionales para succionar al máximo las finanzas públicas, el resultado todos lo sabemos, un estado en quiebra y endeudado. Ahora también conocemos los métodos utilizados. Por lo tanto, sugerimos a todos los veracruzanos unirse y dedicar una hora diaria para hacer planas con enunciados como: “sí merecemos justicia, sí merecemos justicia”.
CASA DEL JABONERO
Las redes se han convertido en una verdadera trampa para quienes buscan utilizarlas en la formalidad y utilizarlas como herramienta de comunicación institucional. Ayer le tocó al gobernador Miguel Ángel Yunes Linares pagar las consecuencias de entregar a un “especialista” el manejo de sus cuentas personales y en cuestión de minutos se convirtió en la burla de los veracruzanos que saben leer y escribir.
En la cuenta de twitter Miguel Ángel Yunes @Yoconyunes se subió el comentario: “Aseguramiento de bodega con vienes de Javier Duarte en Córdoba”.
Sugerimos al operador de redes del gobernador el siguiente texto:
“Vienes es el verbo venir conjugado en segunda persona del presente. Como bienes, por su parte, se denomina el patrimonio, la fortuna o las pertenencias de una persona o entidad.
“Tanto vienes como bienes son palabras homófonas, es decir, que suenan igual aunque se escriban de manera diferente. Confundirlas supone un error ortográfico”.
NO ES LO MISMO SER BORRACHO QUE CANTINERO
Reza la prédica popular que no es lo mismo ser borracho que cantinero, y así se tragan sus palabras los diputados del PAN y MORENA que criticaron al PRI y otros partidos que dentro de su militancia cuentan con la especialidad de chapulines, brincolines y trapecistas.  Ahora ya en el poder aún sin llegar a la plenitud, los militantes del PAN y de MORENA que se estrenan como legisladores en el Congreso Local, se arrodillan ante la tentación del “pinche poder”, a escasos cuatro meses de llegar a la curul con el voto ciudadano lo defraudan para buscar otro cargo, las alcaldías.
En el 2015 cuando Anilú Ingram Vallines decidió faltar a su notariada promesa de campaña de concluir su pedido legislativo para buscar la diputación federal en las intermedias, el PAN y MORENA se le fueron encima como la más cruel de las traidoras del voto ciudadano y tanto fue el efecto de la mala vibra que la hicieron morder el polvo en las urnas.
Dos años después, algunos legisladores del PAN y de MORENA evidencian su debilidad ante a endiablada tentación del poder y en conocimiento pleno de que por esta única ocasión la diputación local es de dos años y no de tres, deciden abandonar el compromiso para buscar el cargo de presidentes municipales, aunque no habientes en los municipios en lo que quieren gobernar.
Es el caso de los panistas, Hipólito Deschamps Espino Barros por el municipio de Medellín de Bravo y de Rosario Guzmán Avilés por Tantoyuca quienes ya solicitaron licencia para abandonar el cargo y lanzarse a la aventura, pero eso sí, si pierden regresaran por el año y medio de nómina al Congreso Local.
La misma suerte corre la militante y diputada local de MORENA, Eva Felícitas Cadena Sandoval quien se anota para la alcaldía de Coatzacoalcos y se olvida de la representación popular de su distrito.
En el caso del priísta Carlos Manuel Vasconcelos Guevara, no es novedad en ese partido, son los creadores del trapecismo y no sorprende a nadie que deje el cargo para pelear la presidencia municipal de Coatzacoalcos con su homóloga de MORENA.

No hay comentarios.: