viernes, 15 de septiembre de 2017

PLUMA NEGRA

MORENA GANA A YÚNETE
EMPRESARIOS QUEBRADOS

Por: José Calzada

Las acciones desesperadas del gobierno de Miguel Ángel Yunes Linares por posicionar su nombre de manera mediática, en vez de acciones reales en beneficio de la población tienen que ver con el crecimiento de MORENA en todo el estado y la incorporación de personajes que pueden convertirse en candidatos potenciales y reducir las posibilidades del aparato de gobierno para heredar la gubernatura al actual alcalde de Boca del Río, Miguel Ángel Yunes Márquez.
La simulación del despido de tres funcionarios públicos que operaron por instrucciones directas del gobernador el plan YÚNETE en el sur de Veracruz que se leyó como YÚNETE y que promocionó de manera patética el apellido de quien gobierna Veracruz, no fue la mejor medida pero sí necesaria para una administración vulnerable en todos los aspectos por la falta de resultados y más aún por las mismas prácticas de politiquería que tanto criticaron y que usaron de bandera para engatusar a los veracruzanos y llegar al gobierno.
En el fondo, el PAN-Gobierno le tiene terror a MORENA al que observa como único enemigo al frente de la penta elección del 2018 y que pone en riesgo para el PAN no sólo la gubernatura, sino también el Congreso Local y la mayoría de las diputaciones federales, así como las dos posiciones de mayoría del Senado y la de primera minoría.
Es por eso que la investigación que abrió la Fiscalía en contra de los ex funcionarios del gobierno del estado incluye a la diputada federal de MORENA Rocío Nahle como una manera de aplicar la ley “parejo” lo cierto es que la legisladora federal se ha convertido en un dolor de cabeza para el PAN.
Y es que Yunes Linares se la jugó con la aspirante equivocada del PAN, Margarita Zavala no alcanzará la designación pero su sed de poder la llevará a postularse como candidata independiente sin ninguna posibilidad de ganar, pero sí abonará a ahondar la fractura del blanquiazul, le quitará muchos votos y reducirá la posibilidad de triunfo del PAN y con ello, un desastroso arrastre en el resto de las elecciones federales y locales que convergen el 1 de julio del próximo año.
La orden de operar en plena tragedia humana generada por el temblor y las lluvias, una campaña política con el logo de YUNETE fue catastrófica para el PAN y para Yunes al grado que le fue necesario sacrificar a sus talentos estratégicos de manera pública pero temporal para lavarse las manos como gobernador, pero en realidad nadie le creyó porque además le crecieron los enanos y no faltó quien soltara la sopa de que fue instrucción directa del Ejecutivo. El tema se convirtió en un escándalo nacional imposible de salvar para el gobierno de Yunes.
Colocar publicidad a todas luces política en las despensas y vehículos que se utilizaron para la entrega de las mismas en las zonas siniestradas, fue una acción de muy mal gusto  y de clara promoción política que tendrá que atraer la Fiscalía Especializada en Delitos Electorales de la PGR, el propio gobernador justiciero debería interponer la denuncia contra sus colaboradores, para legitimar su posición de actuar dentro de la ley  y denunciar a los delincuentes.
Por supuesto que no lo hará por que cualquier investigación formal llevaría a su autoría intelectual de ese perverso plan de lucrar políticamente con el dolor y la desgracia de los veracruzanos afectados por el sismo de 8.4 grados del pasado jueves más las inundaciones provocadas por las lluvias.
EMPRESARIOS QUEBRADOS
La economía pujante que prometió en campaña el ahora gobernador de Veracruz tampoco es una realidad, por el contrario se aleja esa posibilidad al menos para los empresarios veracruzanos que esperaban el pago de sus adeudos con el gobierno del estado por la prestación de servicios, la actual administración de plano decretó el desconocimiento de las deudas anteriores al 1 de diciembre de 2016. Lo cierto es que fue el pretexto perfecto para deshacerse de los proveedores locales y beneficiar a empresarios afines al yunismo.
Es cierto que muchos empresarios se prestaron a las corruptelas en los gobiernos anteriores, pero los principales desfalcos fueron a través de las empresas fantasmas creadas ex profeso para saquear el erario público y la mayoría de los empresarios que reclaman pagos atrasados sí prestaron sus servicios y proveyeron bienes a las pasadas administraciones.
Es por eso que ahora, los empresarios organizados están dispuestos a utilizar los recursos legales a su alcance para lograr sus pagos, en función de que se trata de empresas formales con el gobierno formal de Veracruz, no con partidos políticos ni con las personas que administraron los recursos públicos en las pasadas administraciones.
Aunque la LXIV Legislatura de Veracruz con dominio panista derogó las reformas del anterior congreso que permitirían el uso de los recursos del impuesto a la nómina para pagar pasivos del gobierno del estado, los empresarios están dispuestos a pelear con todas las posibilidades de ganar al gobierno el pago de sus adeudos, el problema es que el tiempo del pleito legal podría llevar más de un año, tiempo en el que Yunes Linares ya no será gobernador.
Mientras que en Veracruz la economía sigue en deterioro y las estadísticas ofrecen una realidad cruda con más pobres y más violencia.

No hay comentarios.: