viernes, 31 de julio de 2015

"El prometer no empobrece, dar es lo que aniquila"

Nuevo León.- Un viejo refrán popular dice "el prometer no empobrece, dar es lo que aniquila", y en Nuevo León, muchos ciudadanos ya han descubierto que una cosa son las promesas de campaña, y otra la realidad, y es que el anuncio del gobernador electo, Jaime Rodríguez Calderón (a) "El bronco" de que por lo menos en los tres primeros años de su sexenio no podrá hacer realidad la eliminación del pago de la tenencia vehicular, una de sus banderas de campaña que le atrajeron muchos adeptos, ya ha causado mortificación entre sus paisanos, muchos de los cuales ya dicen que este y los políticos de todos los partidos "están cortados por la misma tijera".
"El bronco" dice haber descubierto que Nuevo León arrastra una deuda de 66 mil millones de pesos, y de seguir a este ritmo, en tres años el estado se declararía en quiebra, por lo que por ahora deben posponerse los ofrecimientos de eliminar tributos y tienen que seguirse cobrando para evitar esa catástrofe.
Rodríguez Calderón estuvo el pasado miércoles en la capital del país para reunirse con el Presidente Enrique Peña Nieto, a quien presuntamente le expuso la problemática a la que se enfrenta, y aunque la oficina de prensa de la Presidencia envió la típica foto posada del saludo y sonrisas de ambos, y un boletín que no dice más que los típicos lugares comunes, "El bronco" ha salido a decir que Peña Nieto le ofreció "el respaldo del gobierno de la República en las tareas que habrá de realizar al frente de esa entidad a partir del próximo 4 de octubre".
Presuntamente "El bronco" dijo al Presidente de la República que Nuevo León tiene un déficit superior a los seis mil 200 millones de pesos y una deuda de 66 mil millones de pesos que coloca a ese estado a nivel de quiebra y que le ofreció ayudarlo, porque asegura que "primero buscaremos recuperar el déficit con el apoyo federal y que no haya más endeudamiento", porque "el gobierno de Nuevo León está a nivel ‘S’, la deuda es tan grande y los recursos ya están todos comprometidos, o sea no tenemos ninguna posibilidad de endeudar más al estado y al no tener la posibilidad de deuda entonces tendremos que reducir el aparato de gobierno”.
Por eso, el gobernador electo insistió en que "debe aplazarse la decisión de eliminar el impuesto de tenencia vehicular en Nuevo León y buscar todas las alternativas para sanear las finanzas del gobierno, por lo que es probable que en tres años puedan equilibrarse" con acciones como reducir el aparato de gobierno en 30 por ciento, quitando gastos suntuosos, eliminando áreas innecesarias, y también señaló que Peña Nieto le pidió entregar al secretario de Hacienda, Luis Videgaray Caso, sus propuestas de cómo se puede solucionar esta situación. Rodríguez Calderón ya empieza a decepcionar a sus paisanos, y eso que entra a gobernar hasta octubre próximo.
¿Qué otras promesas que hizo para ganar, ahora dirá que no se podrán hacer realidad? Con ello "El bronco" podría resultar un corderito más de los que balan en otros estados sirviéndose ellos pero sin servir a los demás.

Gobernantes.com

No hay comentarios.: